Encrucijada

Un grito de luz acalla mi silencio.

Y al encenderse el crepúsculo

la alborada se pinta de gris.

Y, aun así…

Aun así, ¡preguntas lo que no se puede explicar!

Yo que veo como “Hoy es siempre todavía”.

Y que no pido redención.

Yo, yo que me acomodo en esta encrucijada

inconsciente e improcedente,

insensata y disparatada,

enigmático dilema sin absolución.

¡Perfecto desliz de mi cuerpo

en imperfecta comunión!

ana-lesman-firma

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s