Olivo de bohemia

Te amaré aun cuando se quede ciega mi luz. Aguardaré a que la muerte nos funda en uno. ¡Qué inmensamente amargo fue que la guadaña tomara tu mano  y soltara la mía! Porque sin ti... existir es un paseo largo entre nubes negras. Es un dolor instalado en el horizonte del alma, en el infinito … Sigue leyendo Olivo de bohemia

Tristezas prestadas

En sesenta segundos no se salvan los miedos. En un minuto no se rescata de la hoguera al ego ciego disfrazado de tristezas prestadas. Vapor sombrío bajo el que he llorado y he reído, y he enjugado las lágrimas caducas del tiempo jurándome eternidad. Porque mi sien taladrada por el hierro de la sinrazón,  repite … Sigue leyendo Tristezas prestadas

Tiempo desandado

Recuerdo tus manos en mi cintura, y no, no es una canción.  Tampoco un sueño. Fue real. Han pasado los años, pero aún puedo percibir tus brazos ceñidos a mi alma. Realidad de tiempo que siempre es más tarde de lo que pensamos. Hoy el espacio de los días lo mido en eternidad. Porque ahora … Sigue leyendo Tiempo desandado

Mírame amor…

imagen de Bing

Me gusta pensar que me miras para saber si yo te miro.  Me gusta creer que me buscas entre palabras amontonadas.  Me apasiona pensarte sabiendo que tú, imprevisiblemente asustado,  no dejas de percibirme entre las páginas de tu libro. ¡Contémplame, sí! Hazlo aun con tu mente perdida... Pero mírame siempre, amor mío. Aunque yo haga … Sigue leyendo Mírame amor…